Tormenta (por Adrián González) 1


es de noche.
tormenta. truenos y rayos.
truenos.
mucho ruido de arriba.
fina lluvia.
me siento bien.
si fuese niño tendría miedo.
no duermo.
lo estoy disfrutando.
vivo la tormenta en la noche.
llueve poquito.
hace fresco.
los rayos no cesan.
no tengo miedo.
los truenos siguen.
estamos justo en la tormenta.
después del rayo
el cielo se rompe,
se resquebraja
separando mi niñez de mi noñez.
ahora llueve más.
este rayo ha caído cerca.
llueve mucho más.
ojos abiertos.
incluso me mojo un poco.
ventana abierta.
entran los miedos de otros niños
de otras niñas, de otros padres y madres… separados por el rayo resquebrajador del orgullo.
no me tomo este trueno personalmente.
es cosa suya y de su rayo.
necesité por lo menos la distancia entre el rayo y su trueno para poder haber respirado la tormenta.
mi tormenta.
luz. espero humildemente el trueno.
este se arrastra y culmina en más luz.
ronquidos y truenos.
noches de infancia y soledad.
silencio y lluvia de adulto.
tranquilidad.
estoy conmigo. siempre.
un perro ladra.
me duermo.
más luz. más truenos. mas rayos. mas truenos.
no llores
esta tormenta.
la tuya también pasará.
no lloro. ya llora el trueno de la rabia.
este rayo es lento si lo piensa.
llueve más la calma.
sin rayos no hay truenos.
sin tormenta interior…
me duermo.
me equivocaba. vuelve a tronar con más fuerza.
me tumbo pequeño. no me siento.
soy la tormenta.
a veces rayo. a voces trueno.
yo soy la tormenta

Adrián González


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Una idea sobre “Tormenta (por Adrián González)